Venezuela: Sin rastro de masacre entre Yanomami

Associated Press

CARACAS (AP) — Las autoridades venezolanas indicaron el viernes que no han encontrado rastro de algún asesinato en una remota aldea de una comunidad de indígenas Yanomami en la Amazonia pese a las versiones sobre una supuesta masacre ocurrida en el lugar.

La televisión estatal mostró imágenes de una remota comunidad en la Amazonia venezolana de indios Yanomami en cuclillas y de pie alrededor de la aldea.

El general de brigada, Jesús Zambrano Mata, viajó a la aldea junto con otros militares y periodistas. El jefe castrense indicó que las autoridades no han hallado rastro de asesinatos y que todo está tranquilo en la zona.

Después de visitar varios pueblos, las autoridades determinaron que "no había ocurrido absolutamente nada".

Los líderes de la Horonami Organización Yanomami, un grupo de la comunidad, emitió la semana pasada un comunicado señalando que visitantes a la aldea Irotatheri informaron que se registró una masacre de proporciones desconocidas en la que quizá hubo decenas de personas asesinadas por mineros.

Luis Shatiwe, un líder de la organización, dijo la semana pasada que la cifra de muertos se ha transmitido entre los pobladores de las comunidades cercanas. Agregó que se dice que pobladores de otro pueblo vieron restos quemados de las víctimas y hablaron con tres sobrevivientes. Shatiwe no devolvió las llamadas telefónicas el viernes y otros dirigentes del grupo no pudieron ser contactados.

La televisión estatal informó que 42 personas viven en el pueblo de Irotatheri, situado a 19 kilómetros (12 millas) de la frontera con Brasil.

Issam Madi, un sociólogo y antropólogo que ha trabajado previamente en las cercanías de esas comunidades indígenas, indicó que los pobladores de la zona le dijeron que algunos Yanomami había inventado al parecer una historia sangrienta para sus propios fines.

Madi dijo que de acuerdo con la gente de la zona, tres aldeanos de la zona de Irotatheri había sido emboscados y asesinados el 2 de julio en un río cercano de la localidad de Platanal. Indicó que al parecer los indígenas Yanomami en el área donde ocurrieron los asesinatos temían la venganza y "se inventaron la historia... para obligar a los militares a enviar un helicóptero a Irotatheri" con el fin de intimidar a otros aldeanos y dar la impresión de que tenían los soldados de su lado.

"Nosotros que conocemos la zona sabemos que las emboscadas son frecuentes en esa zona", dijo Madi por teléfono desde la ciudad de Santa Elena de Uairen. "Aquí lo único diferente es (que a) alguien muy creativo se le ocurrió la idea de inventarse la masacre porque es la única forma de obligar a un helicóptero de los militares para que vaya a la zona".

View Comments (4)