Asocian la dieta proinflamatoria con un aumento del riesgo de desarrollar cáncer mamario

·2 min read

Por Megan y Brooks

NUEVA YORK (Reuters Health) - Las mujeres con una alimentación más proinflamatoria están expuestas a un aumento del riesgo de desarrollar cáncer mamario, en especial en la premenopausia, según revela un estudio. Los alimentos que elevan la inflamación son las carnes rojas y procesadas, los productos ricos en grasa (manteca, margarina y grasas para freír) y los dulces (azúcar, miel y productos ricos en azúcar). Las frutas, las verduras, las legumbres, el té y el café tienen propiedades potencialmente antiinflamatorias. "La inflamación es una de las principales características de la carcinogénesis. La inflamación crónica de bajo grado está asociada con varios cánceres", dijo Carlota Castro-Espin, estudiante de doctorado del Instituto Catalán de Oncología, España. "La dieta favorece un estado de inflamación crónica de bajo grado, pero no se había hallado elementos alimentarios fuertemente asociados con el cáncer mamario, excepto el alcohol". El equipo estudió a más de 318.000 mujeres de la Investigación Prospectiva Europea del Cáncer y la Nutrición (EPIC, en inglés) durante 14 años, incluidas 13.246 que desarrollaron cáncer mamario. La potencialidad inflamatoria se definió con un score inflamatorio de la dieta (SID) de acuerdo con la declaración de las participantes del consumo de 27 alimentos. El resultado reveló una asociación positiva entre el SID y el riesgo de desarrollar cáncer de mama. Las mujeres con mayor SID (dieta más proinflamatoria) tenían un 12% más riesgo de desarrollar cáncer de mama que aquellas con el menor SID (HR 1,12; IC95% 1,04-1,21). Tras considerar factores confundentes, el riesgo de desarrollar cáncer subió un 4% por cada desviación estándar del SID (HR 1,04; IC95% 1,01-1,07) hasta un 8% en las mujeres premenopáusicas (HR 1,08; IC95% 1,01-1,14). La relación entre las dietas proinflamatorias y el riesgo de cáncer mamario era independiente del subtipo de receptor hormonal, sin una interacción significativa entre el SID y el IMC, el ejercicio o el consumo de alcohol. El estudio no contó con financiamiento comercial y el equipo declaró no tener conflictos de intereses. FUENTE: Sociedad Estadounidense de Nutrición, reunión virtual 7-10 de junio del 2021

Our goal is to create a safe and engaging place for users to connect over interests and passions. In order to improve our community experience, we are temporarily suspending article commenting